NADA MÁS QUE HACER

  • En 40 oportunidades se detuvo el motor del auto Can-Am conducido por Francisco Chaleco López y su navegante Juan Pablo Latrach, resignando la opción del título en el Rally Dakar 2023.

 

Aunque el binomio de Red Bull Can-Am Factory Team, sigue buscando explicaciones a los permanentes problemas mecánicos que ha presentado el bólido, se terminó el objetivo de revalidar el título de la prueba más peligrosa del mundo.

Se mantienen en 4° lugar, pero con un cargamento de inconvenientes que han vivido en la ruta cruzando el caliente Desierto de El Sahara “nunca me había pasado algo así en el Dakar. Había tenido diferentes dakares, pero acá se nos escapa de las manos y eso nos tiene cansados. Quedamos fuera de ritmo. Tenemos que parar, resetear… No hemos podido correr como queríamos. Van quedando tres días, esperamos terminar, que es nuestro objetivo final. Estamos cuartos en la clasificación general, pero como están las cosas, solo queremos llegar a la meta”, señaló el piloto de Teno.

Ahora el líder de los buggies es el norteamericano Austin Jones con 45 horas, 19 minutos y 15 segundos y se va rumbo a colocarse la corona.

Da lo mismo.

Chaleco perdió todo y ya no tiene nada más que hacer.

Solo terminar con dignidad este Rally Dakar y regresar a casa para dar explicaciones de lo que vivieron.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *