NATACIÓN, ARTE EN EL AGUA

  • La natación es el arte de sostenerse y avanzar, usando los brazos o las piernas, dentro o sobre el agua, en general por deporte o diversión. Debido a que los seres humanos no nadan instintivamente, la natación es una habilidad que debe ser aprendida.

A diferencia de otros animales terrestres que se dan impulso en el agua, en lo que constituye en esencia una forma de caminar, el ser humano que desarrollar una serie de brazadas y movimientos corporales que le impulsan en el agua con potencia y velocidad.

En estos movimientos y estilos se basa la natación competitiva como deporte.

La natación, a menudo, se comienza a enseñar cuando los niños están pequeños.

La enseñanza formal de la natación es importante para aprender a coordinar los movimientos de manos y piernas con la respiración. La enseñanza de la natación se ha incorporado a los planes de estudio de los colegios en muchas partes del mundo.

 

HISTORIA

 

La natación es el segundo deporte  olímpico de importancia.

Prácticamente no existe país en el mundo donde no se practique.

Su origen es tan antiguo como el hombre mismo, quien aprendió a nadar observando a los animales.

Más tarde en Grecia y Roma se nadaba como parte del entrenamiento militar.

En un plano competitivo, se cree que fueron los japoneses quienes celebraron las primeras pruebas de la natación en la historia.

En Inglaterra, se formó la primera sociedad deportiva que organizó pruebas de velocidad a nado en 1837-la Asociación Nacional de Natación-, pro fueron los australianos quienes dieron a la natación un impulso internacional.

El primer campeonato moderno de natación se efectuó en Sydney.

Doce años después se hizo el llamado Campeonato Mundial de Cien Yardas en Melbourne, Australia, en 1846.

Las Olimpíadas dieron a la natación, en definitiva, popularidad.

Fue ahí que se hicieron famosas grandes estrellas del deporte como el hawaiano Duke Kahanamoku, en la modalidad de crawl; Johnny Weissmuller, quien protagonizaría más tarde “Tarzán”; Buster Crabbe y Esther Williams.

La hazaña más sobresaliente de la natación olímpica fue protagonizada por Mark Spitz, quien en los Juegos de Múnich, Alemania, obtuvo 7 medallas de oro.

ESTILOS

El estilo libre es una modalidad que permite al nadador escoger su propio tipo de brazada, generalmente se utiliza el crawl de frente, que consiste en nadar cabeza abajo con un movimiento sincronizado de piernas y brazos, sacando la cara de lado durante la extensión del brazo para tomar aire.

El estilo pecho se efectúa con el cuerpo boca abajo y las piernas y brazos siempre se mueven bajo el agua. Se respira sacando la cara de frente.

El estilo mariposa es una modalidad en la cual los brazos y piernas deben moverse en perfecta simetría y el cuerpo debe mantenerse nivelado horizontalmente.

La patada se realiza con un movimiento vertical de arriba abajo.

El estilo espalda es como un crawl que se efectúa boca arriba.

La salida es diferente a las otras modalidades, pues los nadadores se alinean en el agua dando la cara al punto de salida.

PISCINA

Las piscinas para competencias internacionales miden 50 m de longitud, están divididas en ocho sendas o calles, numeradas de derecha a izquierda y son las únicas en donde se admiten el logro de marcas.

Las pruebas se desarrollan en piscinas de 25 ó 50 m de largo.

Estas se subdividen en mariposa, espalda, pecho y estilo libre.

El cuerpo de oficiales para las competencias internacional se compone de un árbitro, un starter o juez de salida, por lo menos dos jueces de posición y dos o tres cronometristas por cada calle.

El mejor exponente talquino de esta disciplina, es Javier Vásquez.

 

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *