SE INUNDARON ESTADIO Y HOSPITAL DE LICANTÉN

  • Aquel pueblo costero se encuentra cubierto de agua por desborde del río Mataquito derivado de los violentos temporales de invierno que afectan a la zona centro-sur del país.

 

El caudal ingresó a calles, casas, propiedad pública, hospital y estadio de Licantén, entre otros.

Una tragedia que “no se vio venir”, excepto en los informes meteorológicos.

Cortes de camino por desborde de ríos, esteros y canales, personas extraviadas y otras atrapadas, familias damnificadas, árboles y ramas caídas, el puente ferroviario del río Lircay que ha cedido al producirse un socavón que generó el corte de la ruta 5 sur, el río Ancoa que inundó la ciudad de Linares, villorrios y sectores ribereños, el río Claro que arrastró uno de los muelles flotantes, el río Putagán que se salió de su curso, inusuales “botes” en plenos pueblos rurales, son algunas de las consecuencias que ha provocado este violento sistema frontal.

En Licantén, el crecimiento del río Mataquito a 2.5m inundó el Hospital-base, cuya dirección decidió evacuar a su personal y 21 pacientes que se encontraban internados en diversas unidades.

También el Estadio Municipal, cuya cancha principal, tribunas y camarines quedaron cubiertas en agua y prácticamente quedará inutilizable por mucho tiempo.

Avenida Lautaro es un verdadero río que-incluso-, cubrió la gasolinera que abastece el pueblo de Pablo de Rokha.

Todo es pérdida y sufrimiento.

A raíz de esta desgracia de la naturaleza, el Gobierno de Chile decretó Zona de Catástrofe entre Valparaíso y Biobío.

Gráficas:  Fernando Correa  /  www.vitrinadeportiva.cl

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *