4 AÑOS TARDARON EN DESPEDIR A GAMBOA

*Se fue del referato uno de los árbitros de más pobre desempeño que tuvo el fútbol profesional. Hasta última hora fue cuestionado. En 2017 cometió un error en una definición de Campeonato que demostró total ignorancia del reglamento.

 

El juez de hierro, Javier Castrilli hizo lo que otros no se atrevieron.

Comunicó a Eduardo Gamboa que queda excluido de la actividad y recogerse a sus cuarteles de invierno.

Fue designado para dirigir el partido entre Universidad Católica y Deportes Melipilla, siendo recusado por la dirigencia de “los potros”, tras lo cual lo reemplazaron por Fernando Véjar.

Esto luego de protagonizar en 2017, un error garrafal en el partido por el ascenso entre Deportes Vallenar y Deportes Melipilla, en una definición a tiros penales.

El futbolista Juan Silva se detuvo antes de ejecutar su penal, mientras que el portero Jaime Bravo.

Eduardo Gamboa decidió repetirlo, generando un escándalo mayúsculo.

Es que no aplicó una regla implementada por FIFA, en la que si el ejecutante y el guardameta cometen un error al mismo tiempo, el lanzamiento queda anulado en la tanda y se debe pasar al siguiente lanzamiento.

Lo hizo repetir y conspiró en que posteriormente se anulara la tanda de penales que había ganado Deportes Vallenar y se repitiera días después en cancha neutral, proclamando a Deportes Melipilla como campeón de Segunda División.

Es que el rival no se presentó en señal de protesta al irreparable perjuicio que se les hizo.

La justicia deportiva tardó 4 años en sacar al responsable: Eduardo Gamboa.

 

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.